La Patrulla de Bares: Franquicia boquera

Patrulla de Bares Especial para Cambio Político

Misión: La Casona de Laly
Dónde: Costado este Rotonda de la Bandera, carretera de Circunvalación, San Pedro (ver mapa)

Casona de Laly

En la rotonda de la bandera funcionó durante muchos años un lugar de comida mexicana, cuyos propietarios por cierto eran unos viles estafadores. No sabemos si el lugar cerró porque se les corrió la clientela o porque sus dueños justamente están tras las rejas. Después hubo un par de lugarcitos que tampoco perduraron y es que ciertamente la zona es bastante inhóspita pues prácticamente sólo se puede llegar motorizado y una vez allí no hay donde parquear.

Pues bien, desafiando las leyes del mercado al lugar llegó “La Casona de Laly” a abrir su tercer local. Este Cronista reconoce que con criminal negligencia no se ha reseñado el primer local de esta verdadera franquicia boquera, ubicado en Escazú, que es buenísimo y que se la pasa lleno a reventar. Hay un segundo local en Santa Ana que sin embargo no nos pareció tan espectacular.

La llegada a “La Casona de Lay” sampedrina es poco menos que hostil. En primer lugar, conseguir un lugar para parquear es toda una lotería y si se tiene la ventura de encontrar un campito se topa uno con unos guachimanes que parecen guardianes de un campo de concentración. Una vez superada esta primera prueba toca también la ordalía de encontrar una mesa libre, pues el local no es muy grande y si la fortuna ha sonreído y también se supera esta prueba, toca luego que las saloneras, que parecen parientes de los cuidacarros, se dignen de atendernos, hay que llamarlas varias veces o de lo contrario queda uno como el hombre invisible. Hasta en Limón centro son más amables.

Pero a pesar de todo ello si la gente llega es por algo. Obviamente, es por la fama de la calidad de la comida y la velada se inició degustando una “Patrulla”, que en realidad es un chifrijo con aguacate, el arroz estaba masudo, así que no fue nada extraordinario. El chile relleno tampoco fue muy bien recibido, pues aparte de que hubo que esperar mucho para que lo sirvieran, estaba muy seco y el relleno eran más verduras que otra cosa. Los camarones a la plancha vienen en buena proporción, pero estaban pasados de sal. Afortunadamente la casa comenzó a dar la cara con unos nachos mixtos, que los sirven con una carne mechada muy buena y una buena cantidad de pollo, además de unos frijoles molidos también muy buenos. El ceviche también estaba muy bien y para realzar el sabor se pidió un chilero, que es casero y lo hacen con chile panameño, aunque muy pasado de vinagre, apenas para matar a alguien de una úlcera. Otra estrella de la cata fue el picadillo de arracache, bien suavecito y viene en ración abundante con cuatro tortillas. Los dados de queso son grandes y hechos con buen queso, suave por dentro y no muy grasoso, aunque uno de los trozos inexplicablemente llegó frío. El pozol es delicioso, de hecho el negocio es famoso por este plato. El spaghetti en salsa blanca lo traen en una taza, más bien parece una sopa, lo hacen con jamón y queso, de sabor estaba excelente a pesar de tanta humedad. La olla de carne es un verdadero levantamuertos, aunque la carne estaba excesivamente dura. El gallo de chorizo es más bien mediocre. Y el bistec encebollado tampoco despertó pasiones.

En síntesis, la experiencia culinaria no justificó para nada el sufrimiento que significa ir al lugar. Quedamos en deuda para reseñar la casa matriz, en donde nuestras experiencias previas sí han resultado muy placenteras.

EVALUE ESTA CRÓNICA
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, promedio: 3,00 de 5)
Cargando...

Crónicas LPB

PATRULLA DE BARES

SEMPER COMPOTATIUM

Al rescate de la más noble de las tradiciones culinarias costarricenses: la boca
Enemigo mortal del karaoke y los bares de pipicillos

LLOREMOS POR SIEMPRE POR LA EXTINTA SAINT FRANCIS
¡LA BIRRA EN VASO SIN HIELO! ¡NI A PICO DE BOTELLA!

Combatiente declarado contra los sports bar
Los aborrecibles Pancho’s, Millenium, Yugo de Oro Cinco Esquinas y el Valle de las Tejas dichosamente de Dios gozan

VALETE ET INEBRIAMINI


Revise también

Bar Legends

La Patrulla de Bares: Vuelve la nostalgia (Bar Legends)

Especial para Cambio Político SEMPER COMPOTATIUM Y LLEGO LA PATRULLA DE BARES Al rescate de …

Comentar en Cambio Político

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!
Este sitio usa cookies. Leer las políticas de privacidad.