Múnich afronta nuevos tiempos con Beckenbauer en el recuerdo

Por Manuel Schwarz y Martin Moravec (dpa)

dpa
Tras conocerse el fallecimiento del exfutbolista Franz Beckenbauer, un aficionado colocó una vela encendida y un ramo de flores junto a la puerta de las oficinas del Bayern Múnich. Foto: Matthias Balk/dpa

Múnich, 9 ene (dpa) – Alguien colocó una vela y un pequeño ramo de rosas rojas y blancas ante la sede del Bayern Múnich a poco de saberse la muerte de Franz Beckenbauer y, cerca de allí, en la casa natal del exfutbolista, en el barrio de Giesing, alguien dejó hoy por la mañana una nota en la acera con el mensaje «¡Gracias, Franz!».

En esta fría mañana de enero en Múnich, muchos no pueden creer que la leyenda Beckenbauer haya muerto a los 78 años. Compañeros, celebridades y aficionados de todo el mundo se inclinan ante uno de los futbolistas más importantes de la historia.

«Todo el mundo del fútbol y más allá está de luto por nuestro amigo Franz», declaró Karl-Heinz Rummenigge, proponiendo una despedida incomparable para su antiguo entrenador y amigo durante muchos años en el Bayern.

«El Bayern debería organizar un funeral para él en el estadio, que nunca habría existido sin él», propuso el exdirector general del Bayern al diario «Bild».

Hoy se estudiará si es posible organizar una ceremonia de este tipo en el Allianz Arena, con capacidad para más de 75.000 personas. El partido de Bundesliga del Bayern contra el Hoffenheim está programado para este viernes en él.

También se desconocían inicialmente los planes de la familia Beckenbauer para el servicio fúnebre y el entierro del exjugador, venerado como una «luz resplandeciente», uno de los apodos que le adjudicaron durante su carrera como jugador. Beckenbauer falleció el domingo, según anunciaron el lunes sus familiares.

Berti Vogts, que se proclamó campeón del mundo y de Europa junto a Beckenbauer, propuso un homenaje especial. «Es importante que su nombre no sea olvidado por la próxima generación de futbolistas. Tal vez la DFB debería pensar en bautizar la Copa Alemana con el nombre de Franz Beckenbauer, por ejemplo», declaró el técnico de 77 años al diario «Rheinische Post».

La propuesta fue inmediatamente recibida con aprobación. Olaf Thon, que levantó la copa mundial bajo las órdenes de Beckenbauer en 1990, calificó la sugerencia de Vogts de «no tan mala idea» en la radio BR. El exentrenador del Bremen Willi Lemke dijo en Welt TV sobre la idea: «A la Alemania futbolística le gustaría mucho».

En un principio, la Federación Alemana de Fútbol (DFB) no quiso comentar la idea y anunció que se tomaba un tiempo para reflexionar sobre cómo se podría honrar la vida y la obra de Franz Beckenbauer en un futuro próximo, ya que ahora es un momento de luto y despedida. Más adelante se coordinará con la familia de Beckenbauer y el Bayern cómo proceder.

El martes, en el Ayuntamiento de Múnich se presentó una moción para que una calle lleve el nombre de Beckenbauer. En la sede municipal se expuso un libro de condolencias, y en el edificio de la cancillería regional habrá otro a partir de mañana miércoles.

Se guardó un minuto de silencio antes del partido amistoso del Borussia Dortmund contra el Standard de Lieja en Marbella. Y, en los próximos días, el Allianz Arena se iluminará con la leyenda «Gracias Franz».

Beckenbauer inspiró y emocionó a innumerables aficionados al fútbol durante su carrera como jugador y entrenador. «Gracias por permitirme crecer en un país loco por el fútbol, donde a la gente se le iluminaban los ojos cuando hablaban de la selección nacional…», escribió alguien en el reverso de una postal que yacía junto a rosas amarillas delante de la casa donde nació.

Tras la noticia de la muerte del «Kaiser», compañeros de equipo, amigos y colegas miraron hacia atrás con gratitud y reverencia.

«Nunca te olvidaré: como compañero de equipo, deportista y, sobre todo, como persona. Eras una estrella del fútbol alemán. Todos los futbolistas pueden tomar ejemplo de tu elegancia sobre el terreno de juego. Nunca fuiste distante, pero siempre fuiste un hombre del pueblo», escribió el arquero Sepp Maier, de 79 años, en una carta de despedida difundida por Sport1.

«Siempre fuiste una luz brillante para nosotros, brilla desde arriba a partir de ahora», agregó.

Andreas Brehme, de 63 años, expresó su cariño por Beckenbauer: Era «una de las personas más generosas y cariñosas que conozco». El autor del gol de la victoria en la final del Mundial de 1990 declaró a dpa: «Creo que formará un triángulo mágico con Pelé y (Diego) Maradona en el cielo».

Jürgen Klinsmann escribió en la plataforma X (antes Twitter) que estaba «eternamente agradecido» a Beckenbauer por todo lo que había hecho por el fútbol. «Como jugador, como jefe de equipo, como presidente, como un gran modelo a seguir con tu encanto único, tu ligereza y alegría de vivir. TE ECHAMOS DE MENOS».

Las condolencias fueron mucho más allá de Alemania. El argentino Lionel Messi publicó una foto en blanco y negro de Beckenbauer en la plataforma Instagram. David Beckham llamó a Beckenbauer «una persona especial, un jugador especial y un verdadero caballero» en la misma plataforma.

Revise también

dpa

Ministra alemana pide recordar DDHH en Irán pese a conflictos actuales

Ginebra, 26 feb (dpa) – La ministra alemana de Relaciones Exteriores, Annalena Baerbock, alertó hoy …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cambio Político
Este sitio usa cookies. Leer las políticas de privacidad.