Relaciones con China

…¿Y usted qué opina?

Fernando Berrocal

Fernando Berrocal Soto

Se acaban de celebrar los 70 años de la fundación de la República Popular de China. En ese tiempo histórico, ese enorme país se ha transformado en uno de los grandes y poderosos actores políticos y económicos del mundo.

Desde los tiempos del segundo gobierno del presidente Óscar Arias, una vez establecidas las relaciones diplomáticas, se firmó un protocolo para lograr que el turismo chino viniera a Costa Rica y, hasta la fecha y tres gobiernos, no se ha logrado que el ICT se abra a esa posibilidad y que la Dirección General de Migración resuelva algo tan sencillo como establecer el concepto de “visa grupal” y no de “visa individual” para ese turismo, a pesar de que desde entonces las autoridades chinas y costarricenses firmaron un protocolo y establecieron que esa era la forma, en grupos de doscientos o más ciudadanos chinos con “visa grupal”, como las Agencias de Viajes de China operaban regularmente hacia los países de destino turístico internacional.

Se calcula que ciento diez millones de ciudadanos chinos andan turisteando en grande por el mundo y que gastan, aparte de pasajes aéreos, US $10.000 cada uno, lo que representa hasta el triple de lo que gasta un turista estadounidense, europeo o canadiense promedio. El ICT, sin embargo, solo promociona a Costa Rica en los países occidentales desarrollados, como lo acaba de hacer en Nueva York. En el ICT dicen que no estamos preparados para el turismo de China. ¿Por qué? Nadie lo sabe, ni lo entiende, porque así operan en todas partes del mundo y con gran éxito para los países receptores.

¿Qué hace diferente a Costa Rica, en un mundo globalizado? La falta de visión país del ICT y de la Dirección de Migración y la falta de determinación al más alto nivel de las últimas tres Casas Presidenciales.

Pregunta: ¿Por qué no el turismo chino? No existe ningún otro mejor acelerador de la economía que el turismo. En esencia significa trasladar riqueza y ahorro, generado en otros países, hacia el país receptor y multiplicar así el amplio abanico del comercio y los servicios vinculados. Algo que desesperadamente necesita Costa Rica en el presente para reactivar su economía y mejorar los ingresos de la población, desde sus bases y en un sector dinámico como es el hotelero y el de servicios múltiples a los turistas.

Como país, nos hemos concentrado en algunos negocios regulares, conflictivas inversiones en infraestructura y en significativas donaciones, como es el caso del Estadio Nacional y a otras instituciones del Estado Costarricense. Es hora de cambiar de política pública y pasar a una etapa más activa de beneficio real para la recuperación económica de Costa Rica. Implementar el turismo desde China, en las modalidades establecidas en aquel olvidado protocolo, es una forma inmediata de reactivar la economía nacional y generar empleo, activando muchas variables de producción y servicios que el país puede dar.

Terminemos con eso de estar pidiendo donaciones. ¡Trabajemos con una visión país!

Evalúe esta columna: 1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Aún sin evaluar)
Cargando…

Relacionado:
Compartir:

Comentar en Cambio Político

Si está interesado en anunciarse en nuestro sitio u obtener más información, por favor utilizar el formulario de la sección de Contáctenos en el menú principal.