Los bancos no solo para ganar prestan

Desde La Mina 2.0

Mauricio Castro Salazar
mauricio.castro@costarricense.cr

Mauricio Castro

Hoy no hablaremos del cementazo…

Amigo lector y amiga lectora, no sé si usted ha tenido la oportunidad de visitar nuestras costas últimamente, y si lo ha hecho no sé si ha prestado atención al paisaje. Nuestras zonas costeras son de una belleza inigualable, las tres provincias costeras tienen paisajes de ensueño.

Amaneceres y atardeceres de película. De tal colorido que aseguran que alguien estuvo detrás, no puede ser que el azar haga tanta belleza.

No sé si de repente se ha percatado de la existencia de edificios abandonados. De edificios que quedaron al puro inicio (con las varillas al aire), otros con la obra gris terminada y alguno que otro muy avanzado y con pocas cosas que hacerle para terminarlo.

Esos edificios fueron conceptualizados para ganar dinero, fueron pensados como inversión. Hubo bancos que prestaron los fondos (obviamente para ganar), hubo aseguradoras que aseguraron la inversión. Hubo empresas involucradas pensando en ganar. Hubo gente que pensó en hacer dinero.

Hoy afean el paisaje. Cuando uno se acerca ve letreros de bancos que ofrecen venderlos, son parte de activos recuperados porque los prestatarios no pudieron hacerse cargo de la inversión y el banco hizo efectiva la garantía.

El banco recuperó su activo y los tiene en venta.

Bien por los bancos que están tratando de recuperar su inversión. ¿Y nosotros los ciudadanos?

¿Debemos esperar? ¿Cuánto tiempo para que las obras se terminen o sean demolidas?

Durante las últimas semanas he tenido la oportunidad de ver esos mamotretos de concreto afeando el paisaje y me pregunté: ¿por qué yo como ciudadano debo aceptar que alguien me estropee mi vista, mi paisaje?¿con qué derecho lo hacen?

Y me preguntó si existirá alguna ley que nos proteja –a nosotros ciudadanos– de esas obras que echan a perder nuestro derecho al paisaje. Curiosamente la mayor cantidad de letreros en los edificios, por no decir todos, son de bancos del Estado.

¿Cómo es posible que con todas las ganancias que reportan los bancos del Estado no tengan un fondito para demoler sus malas inversiones?

Yo en mi casa en La Mina, en Santa Ana, estoy convencido que si uno invierte para ganar también existe la posibilidad de perder. Manda g… que los bancos en sus pérdidas nos condenen a todos a pagarlas afeando nuestros paisajes. Es hora que gasten parte de sus ganancias en demoler esas moles de concreto que afean nuestras zonas costeras y no solamente en pluses y mejores salarios.

Evalúe esta columna: 1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (4 votos, promedio: 4,25 de 5)
Cargando…


Compartir:

Comentar en Facebook

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si está interesado en anunciarse en nuestro sitio u obtener más información, por favor utilizar el formulario de la sección de Contáctenos en el menú principal.