La Habana cumple 500 años entre pirotecnia y mejora de sus servicios

Por Ivet González

Los fuegos artificiales iluminan el cielo de la capital de Cuba durante los festejos por el quinto centenario de la fundación, este 16 de noviembre, de la villa San Cristóbal La Habana, origen de la ciudad caribeña, que actualmente cuenta con dos millones de habitantes. Crédito: Jorge Luis Baños/IPS

LA HABANA, 16 nov 2019 (IPS) – Bajo un temporal que comenzó durante la noche y mantiene a la ciudad nublada, la capital de Cuba cumple este sábado 16 sus 500 años y su gente aparta los problemas cotidianos para participar en el amplio programa cultural y la inauguración de obras conmemorativas.

Una gala cultural nocturna y el estreno de la iluminación del restaurado Capitolio, en La Habana Vieja, que culmina el estreno de las luminarias a diferentes edificaciones patrimoniales y emblemáticas de ciudad, son el epicentro del programa de la conmemoración del quinto centenario de La Habana.

Entre los invitados llegados para la celebración últimos días figuran Valentina Matvienko, presidenta del Consejo de la Federación (senado) de Rusia, el expresidente francés François Hollande (2012-2017), Adbulwabab al Kadel, director general del Fondo Kuwaití para el Desarrollo Internacional y Bandr al Harbi, director regional del Fondo Saudita para el Desarrollo.

“Que el 500 aniversario no sea una meta cumplida, sino un punto de partida para alcanzar nuevas realizaciones y un desafío permanente para la imaginación y la utopía por una ciudad mejor”, dijo la noche del viernes el profesor universitario Félix Julio Alfonso, en la anual ceremonia en el punto fundacional de la fortaleza El Templete.

La villa de San Cristóbal de La Habana fue fundada el 16 de noviembre de 1519, a la sombra de una ceiba. Fue la séptima de las villas instituidas por los colonizadores españoles en Cuba, y en 1556 se convirtió en capital del ahora país insular caribeño de 11,2 millones de habitantes.

Alfonso pronunció el discurso que suele estar a cargo del Historiador de La Habana, Eusebio Leal, de 77 años, quien ha participado en otras actividades del programa y dejado entrever problemas de salud. Luego miles de personas dieron las tres vueltas alrededor de la ceiba en El Templete para expresar sus mejores deseos a la ciudad.

Y cuando el cielo se despejó la noche del viernes comenzó un espectáculo inusual en Cuba, de más de 16 000 fuegos artificiales lanzados desde la Fortaleza de San Carlos de la Cabaña, que fue disfrutado con gritos y aplausos por miles de personas congregadas en el emblemático Malecón y transmitido por la televisión estatal.

Ya durante la jornada de este sábado 16, el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, y Raúl Castro, primer secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, partiparon en la primera sesión extraordinaria de la Asamblea Provincial del Poder Popular, destinada a conmemorar el quinto centenario de la ciudad.

Durante la jornada, culmina de hecho el programa cultural por los 500 años de La Habana, pero se extenderá hasta 2021 el plan enfocado a las obras de construcción y de restauración, que comenzó con el año, aunque grandes proyectos como el de reparación del Capitolio se iniciaron desde mucho antes.

El gobierno de la provincia habanera asegura que en 2019 se ejecutaron más de 2 000 obras, entre las cuales se incluyen escuelas, instituciones de salud, centros para el comercio y la oferta de servicios, hoteles, así como espacios verdes, museos y edificaciones emblemáticas de La Habana.

“A la ciudad se le ha puesto un esfuerzo muy grande. Se está trabajando muy fuerte. Ha sido un cambio que es visible a como se encontraba hace dos o tres años, cuando daba grima. Uno la ve y le causa alegría”, dijo a IPS Florentino Dennis, un jubilado de 72 años quien trabaja aparcando vehículos en La Habana Vieja.

Una tubería polietileno de alta densidad atraviesa una céntrica calle, en que la empresa Aguas de La Habana instala nuevas redes hidráulicas para el abastecimiento de agua potable en la capital de Cuba. Las obras para la mejora de servicios se han multiplicado con motivo de los 500 años de la fundación de la ciudad, este 16 noviembre. Crédito: Jorge Luis Baños/IPS

Residente en El Vedado, uno de los barrios mejor conservados de la capital cuya construcción comenzó a inicios del siglo XX, Dennis precisó que “la inauguración de las obras se ven en todos los municipios”, aunque otras residentes lamentan que las reparaciones no llegaron por igual a toda la ciudad y sobre todo al sector residencial.

Según el último censo de 2012, la capital de Cuba dispone de 709.508 viviendas particulares, con una edad promedio de 80 a 90 años, y un déficit de 206.000 inmuebles.

Al menos la mitad de las viviendas de la capital están en regular o mal estado y un buen número de aquellas clasificadas como “buenas”, que por años han carecido de mantenimiento del inmueble, demanda reparaciones parciales y totales, de acuerdo con diversas fuentes.

El plan de inversiones preveía un respaldo significativo con ese fin, pero parte de los recursos se destinaron a la recuperación de las viviendas afectadas por el tornado del 27 de enero último, que arrasó zonas de cinco de los 15 municipios que conforman esta capital de 2,2 millones de habitantes.

El intendente del municipio La Habana Vieja, Alexis Acosta, confirmó esta información a IPS en exclusiva y anunció que la construcción de viviendas sociales en la parte fundacional de la ciudad se retomaría en 2020, cuando se culminen las obras en la ruta del tornado.

“Aunque en La Habana Vieja se dio mantenimiento a 14 escuelas y varios consultorios médicos, sin dudas la conductora de agua es la de mayor impacto social, porque al estar ubicada en el centro de la ciudad, este territorio es donde más se demoraba la entrada de agua y más afectada estaba la población”, valoró Acosta

En septiembre finalizó la construcción de una conductora de agua de más de nueve kilómetros de largo, desde los tanques de Palatino hasta La Habana Vieja, donde por años persistieron los problemas para recibirla dentro de las viviendas y en las instalaciones educativas, de salud, turísticas y de otro tipo ubicadas allí.

La cúpula del Capitolio, recién restaurada, corona el paisaje de al atardecer, durante la celebración del 500 aniversario de la fundación de La Habana, desde el municipio de Cerro, en la capital de Cuba. Crédito: Jorge Luis Baños/IPS

A ella se sumó, a finales de octubre, el soterrado de otros 800 metros de tuberías en una parte del afamado Paseo del Prado. Estas obras benefician a 90 000 personas y aumentan el caudal y la presión en la entrega del agua en una zona de gran concentración de hoteles, hostales, bares, restaurantes, negocios privados y comercios.

La inversión busca poner fin al problema del deficiente abastecimiento de agua, la eliminación de salideros y de unos 800 viajes semanales para transportar el recurso mediante carros cisternas.

Con su bebé de seis meses en brazos, Yennei Díaz, que con 22 años se ocupa de las tareas de su hogar, en un edificio en el Prado habanero, confirmó a IPS que si bien el inmueble donde vive no tenía graves problemas con el suministro, en los últimos días “la presión del agua mejoró… está más fuerte”.

Las autoridades recibieron este mes un préstamo por 25 millones de dólares, del Fondo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo para el Desarrollo Internacional, destinado a obras de saneamiento y drenaje de los municipios Playa, Marianao y La Lisa, en el oeste de La Habana, que aspiran a eliminar más de 600 pozos de infiltración y mejorar el deteriorado sistema de alcantarillado.

Otras inversiones beneficiaron a 92 avenidas de la ciudad con alumbrado LED, mientras se instalaron a 35 kilómetros de tuberías para el servicio de gas al sector residencial.

El 500 aniversario estuvo precedido desde junio de 2018 por una fuerte campaña de comunicación en los medios y redes sociales, que además de dar cuenta de la ejecución de inversiones, reparaciones y mantenimientos, exhortó a las y los habaneros a hacer “Por La Habana, lo más grande”.

La fecha se celebra pese a tensiones por la situación económica agravada por el recrudecimiento del embargo que Estados Unidos impone a la isla caribeña desde 1962.

También se enmarca en la compleja situación política de la región latinoamericana afecta a Cuba y sus ingresos, con el cierre durante esta segunda semana de noviembre de contratos de asistencia de médicos cubanos en Ecuador y Bolivia.

Edición: Estrella Gutiérrez


Relacionado:
Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si está interesado en anunciarse en nuestro sitio u obtener más información, por favor utilizar el formulario de la sección de Contáctenos en el menú principal.