James Bond y la otra Suiza

COMPARTIR:

Desde Suiza No. 18

Mauricio Castro Salazar
mauricio.castro.salazar@gmail.com

Mauricio Castro

¿James Bond?—me preguntó

Confieso que me chillé un poco…claramente me confundió…le iba a decir que sí…

“No, le dije—Mauricio Castro”

Se me quedó viendo con ojos de “a este idiota que le pasa” y me dijo en inglés:

I mean, do you want to visit Schilthorn Piz Gloria?—me dijo entre incrédula y con un deje en la conversación de ya está muy grande para bromitas…

“Castrosalazar te lo había dicho hace días….el charming no es suficiente…no en todos lados la gente se comporta igual….bien te fue que no te mandara para la m….”—me dijo la vocecita de mi conciencia

007 al servicio secreto de su Majestad” se filmó ahí en 1968, que confieso la vi cuando vivía en Liberia, y para mi disgustó no fue interpretada por Sean Connery. La estrella fue un australiano que solo hizo esa película, había sido “estrella” de un anuncio de chocolates y tuvo la habilidad de impresionar a los productores, luego desapareció del panorama.

007

Para interpretar a James Bond consideraron a Thimoty Dalton, que no aceptó porque pensaba que estaba demasiado joven, a Roger Moore que no aceptó porque estaba muy ocupado filmando El Santo, y finalmente escogieron a George Lanzeby, el australiano.

Bond se enfrenta a Blofeld (Telly Savalas, quien después hizo como el detective Kojak) para enfrentar una guerra bacteriológica…. Cuando 007 escapa de Piz Gloria perseguido por “Los Ángeles de la Muerte” hicieron algo de lo más curioso que todavía sorprende mucho en Suiza: provocaron una avalancha de 200 mil metros cúbicos, más o menos 85 piscinas olímpicas.

Esa fue una de las escenas que más me impresionó cuando vi la película: ver a James Bond y a su futura esposa (Sí Bond se casa en esta película) esquiando a toda velocidad, brincando y haciendo mil piruetas capeándose la avalancha (imagínense a un niño liberiano viendo la nieve y gente esquiando).

Para llegar a Piz Gloria, primero se debe hacer pis, luego armarse de valor para subir de 1600 a 2900 msnm de un solo en un funicular, que se zangolotea de verdad…

“Sabe lo que más que se extraña en estos días aquí me dijeron: que no lo empuje un chino cuando uno está haciendo fila para tomarse la foto de estilo o para aprovechar la plataforma para tomar fotos de Los Alpes o para subirse al simulador…”—me dijo un suizo muy conversón.

Yo hice una filita corta para el simulador, un helicóptero que vuela por Los Alpes, cuando ya iba a llegar patiné si subirme o no: quien estaba en ese momento empezó a estornudar y a soplarse los mocos y siguió tocando las palancas del helicóptero….”—Coronavirus”–pensé

“Castrosalazar no seas pendejo: acaso no andas con gel y podes limpiar todo y luego limpiarte de nuevo”—me dijo la vocecita. Estuve a punto de no hacerle caso, pero al recordar la conversación con el suizo conversón me dije: “—oportunidad única, súbase, en el futuro no habrá chance alguno…”

Suiza es de verdad un país increíble y lo es más cuando se viene de visitar la otra Suiza, la Svizzera, la italiana. Si yo tuviera la oportunidad de vivir en Suiza viviría ahí: tiene construcciones tan lindas como Italia, llena de castillos, iglesias, comida tan rica como en Italia, gente hablantina como en Italia, alegría como en Italia, moda tan linda como en Italia. Todo como en Italia, solo que con el mantenimiento suizo, el transporte suizo, el orden suizo, la limpieza suiza y la seguridad suiza. Por supuesto con precios suizos….

En la parte italiana la gente es muy orgullosa de haber credo los gnocchi, la polenta y el risotto. Y yo que siempre creí que eran italianos…. “—Castrosalazar no seas burro, no ves que está gente de Ticino fue parte de Italia hasta 1803, son prácticamente italianos, no viste que tienen hasta trenes regionales que se llaman TILO, Ticino Lombardía”—me dijo la vocecita, esa que me habla de tanto en tanto. Sin embargo, luego descubrí que en algunos pueblos de Ticino, cerca de Locarno, viven más suizos alemanes que suizos italianos.

Tomar un tren por Los Alpes fronterizos entre Italia y Suiza es de verdad espectacular, y más ahora que el tren iba prácticamente vacío…Nuevamente me acordé del suizo conversón.

Cuando veo esa foto, no entiendo cómo la gente no me confundió con James Bond, me veo un poquito más morenito y más colocho, pero todo lo demás igual… ¿será que me engaño?

Un tico en Suiza

Próximamente voy de regreso para allá. Les prometo contarles mi viaje de vuelta.

10
0

COMPARTIR:

Revise también

Yayo Vicente

Las jirafas de Costa Rica

Pandemia Yayo Vicente Cuesta hablar de jirafas en el contexto costarricense. Para empezar son una …

Un comentario

  1. Enrique Lahmann

    Buenísimo Mauricio! Me alegra montones hayan ido. Excelentes fotos. Un abrazo

Comentar en Cambio Político

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!