EE.UU.: La matanza de Parkland dos años después

COMPARTIR:
Jardín conmemorativo creado en la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas. Crédito: npr.org

La comunidad de Parkland, en la Florida, está conmemorando este viernes el segundo aniversario de la matanza en la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas que dejó 17 muertos y ha calado en la conciencia estadounidense como un ejemplo de cómo un hombre armado puede destruir tantas vidas jóvenes.

Catorce estudiantes y tres empleados fueron asesinados el Día de San Valentín de 2018. Otras 17 personas sufrieron heridas. El acusado del crimen, un antiguo estudiante de la escuela, está a la espera de juicio y podría ser condenado a muerte.

En los días posteriores a la matanza, muchos esperaron que fuera el comienzo del fin para estos incidentes, especialmente en las escuelas. Sin embargo, desde el ataque, han ocurrido otros casos muy sonados de tiroteos masivos en Estados Unidos.

Un ataque en la escuela secundaria de Santa Fe, en el área metropolitana de Houston, Texas, tres meses después, dejó 10 muertos, de ellos ocho estudiantes.

La mayoría de los registros indican ataques de violencia doméstica. Ha habido 10 matanzas familiares, la misma cantidad que en todo el 2017.

Trece tiroteos masivos han ocurrido en los dos años desde Parkland: en la oficina de un periódico en Annapolis, Maryland; en una sinagoga en Pittsburgh, Pennsylvania; en un club nocturno en Thousand Oaks, California, y en una tienda Walmart de El Paso, Texas, entre otros.

Activismo

Desde la matanza de Parkland, los sobrevivientes han organizado una ola de activismo estudiantil, con marchas, abandono de las clases, y otras actividades demandando leyes de más estrictas de posesión de armas de fuego en Estados Unidos.

El Giffords Law Center para Prevenir la Violencia con Armas de Fuego reportó en su informe de 2019 que 137 leyes de seguridad con armas de fuego fueron emitidas en 32 estados y el Distrito de Columbia desde Parkland.

A nivel nacional, sin embargo, persisten grandes desacuerdos entre los políticos sobre qué es lo mejor para eliminar la violencia con armas de fuego.

Muchos de la izquierda política piden leyes más fuertes y en el otro extremo los políticos prefieren mayores medidas de seguridad y tratamiento médico para los agresores potenciales antes que cometan sus crímenes.

En una carta, más de 200 alcaldes exhortaron al Senado a que vote sobre dos proyectos aprobados por la cámara baja que amplían las averiguaciones de antecedentes para la venta de armas.

En un intento para proveer a los políticos, académicos y al público en general más información sobre los ataques masivos, el Violence Project, un centro de estudios no partidista creó una novedosa base de datos sobre este tipo de crímenes.

Este trabajo examina detalladamente la formación y motivación de quienes cometieron asesinatos en masa, con el objetivo de tratar de comprender por qué llegaron a tales extremos.

La base de datos cubre todos los tiroteos en masa ocurridos en Estados Unidos desde 1966 a 2019, que suman 167. Los asesinatos derivados de otras actividades criminales, como violencia de pandillas y robos a mano armada, u otros categorizados como violencia doméstica no fueron incluidos.

Según el Violence Project, casi todos los que cometen asesinatos masivos tienen en común un trauma en la niñez y exposición a la violencia siendo niños; un sentimiento de agravio o un momento de crisis; necesidad de validar sus creencias, en parte estudiando tiroteos masivos anteriores para encontrar inspiración, y los medios para cometer el crimen.

El Violence Project está llamando a más decisiones basadas en evidencias para prevenir nuevos tiroteos, atendiendo a los datos de los casos anteriores.

Durante una declaración en la Casa Blanca, el presidente Donald Trump calificó de “malvados ataques” los tiroteos ocurridos, y dijo a los estadounidenses que deben “condenar el racismo, la intolerancia y la supremacía blanca”.

Las peores masacres de los últimos años

Los tiroteos más recientes en Estados Unidos ocurridos el fin de semana en El Paso, Texas y en Dayton, Ohio, -que dejaron 29 fallecidos y varios heridos-, ha puesto una vez más en el tapete político el tema del control de armas en la nación golpeada por las matanzas masivas.

En el 2019, Estados Unidos registró cerca de 20 masacres, la mayoría de ellas ataques de violencia doméstica que recibieron escasa atención nacional en comparación a tiroteos de alto perfil ocurridos en escuelas, iglesias y conciertos en los últimos años.

A continuación las masacres principales registradas en los últimos tiempos en Estados Unidos:

Concierto en Las Vegas: 58 muertos. Un hombre de 64 años disparó desde la ventana de su habitación de hotel contra la muchedumbre que acudía a un concierto de música country en Las Vegas, en octubre de 2017. El ataque dejó 58 muertos y unos 500 heridos. El atacante se suicidó.

Club gay en Orlando: 49 muertos. Un joven armado abrió fuego en una discoteca gay en la ciudad de Orlando el 12 de junio de 2016 y mató a 49 personas. El atacante resultó abatido en un tiroteo posterior con la policía. Previamente, había prometido obediencia al grupo Estado Islámico.

Escuela Sandy Hook: 26 muertos. El 14 de diciembre de 2012, un joven de 20 años mató a 26 personas, incluyendo a 20 niños de 6 y 7 años, en la escuela Sandy Hook en Newtown, Connecticut. Luego se suicidó.

Iglesia de Sutherland, Texas: 25 muertos. Un hombre mató a 25 feligreses e hirió a otros 20 que participaban en una misa en una iglesia Bautista en la comunidad rural de Sutherland Springs, Texas, el 5 de noviembre de 2017. La policía encontró el cuerpo del atacante en su automóvil poco después.

Secundaria en Parkland, Florida: 17 muertos. Un joven de 19 años disparó contra alumnos y adultos en la escuela de educación secundaria Marjory Stoneman Douglas en Parkland, Florida, el 14 de febrero de 2018, dejando 17 muertos antes de ser detenido.

Fiesta en San Bernardino: 14 muertos. Una pareja de inmigrantes musulmanes irrumpió en una fiesta de empleados de una oficina de servicios sociales en San Bernardino, California, el 2 de diciembre de 2015 y abrió fuego. El ataque dejó 14 muertos y 22 heridos. Los dos resultaron abatidos por la policía más tarde.

Cine en Denver: 12 muertos. Un joven fuertemente armado entró en un cine en Aurora, Colorado, en julio de 2012, donde arrojó una bomba de gas lacrimógeno y abrió fuego contra el público durante una proyección de medianoche de “Batman”. Murieron 12 personas y 70 resultaron heridas. El atacante fue condenado a cadena perpetua sin posibilidad de ser liberado.

Thousand Oaks: 12 muertos. El 7 de noviembre de 2018 un exsoldado, Ian Long, fichado por la policía por problemas psíquicos, disparó en un bar lleno de gente en Thousand Oaks, cerca de Los Angeles, y mató a 12 personas, entre ellas un policía que acudió al lugar. Luego se suicidó.

Virginia Beach: 12 muertos. El 31 de mayo de 2019, un empleado municipal fuertemente armado de Virginia Beach, Virginia, abrió fuego contra sus colegas, matando a 12 personas. Fue abatido después de un “tiroteo largo e intenso” con la policía.

Sinagoga en Pittsburgh: 11 muertos. El 27 de octubre de 2018, un hombre de 46 años irrumpió en la sinagoga Árbol de la Vida de Pittsburgh con un rifle de asalto AR-15 y tres pistolas y mató a 11 fieles. Otras seis personas resultaron heridas, entre ellas cuatro policías.

Escuela de Santa Fe: 10 muertos. Un estudiante de 17 años mató el 18 de mayo de 2018 a dos adultos y ocho jóvenes en una escuela secundaria en Santa Fe (Texas). Dimitrios Pagourtzis fue inculpado por asesinato y podría ser condenado a muerte. Usó un fusil y una pistola que su padre poseía ilegalmente.

Reportaje de Megan Duzor, de VOA News


COMPARTIR:

Revise también

El corona-Trump golpea la salud global

COVID-19 26 931 (+802) / Decesos 281 (+9) / Hospitalizados 373 (+4) 14-08-20

San José, 14 ago 2020 (CPNews).- Al 14 de agosto el país registra 802 casos …

Comentar en Cambio Político

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!