Dios

De José Calvo

José Calvo

José Calvo

Se acaba de descubrir un planeta cercano parecido a la tierra. Está a solo 8 millones de años luz y la luz de nuestro sol tarda solo minutos en llegar a nosotros, pero está cerca en los términos de las distancias del universo. Y, será observable cuando se ponga pronto en operación un telescopio especial.

Este es solo uno de las decenas de planetas habitables que se están encontrando más o menos cercanos. Resulta que estamos rodeados de planetas habitables “cercanos”. Y para que sea habitable un planeta tienes que estar a suficiente distancia de su sol para que el agua sea líquida: más cerca toda el agua estará en forma gaseosa, y más lejos en forma de hielo.

Lo más probable es que haya vida en algunos de esos planetas, y que de haber vida en alguno lo más probable es que haya vida inteligente. No sería nada raro que, conforme mejoran nuestras comunicaciones, oiremos algo radiado, como el teorema de Pitágoras. Qué susto para algunos, y para otros qué probable.

Siempre pensamos que los otros mundos posibles están habitados por seres inteligentes parecidos a nosotros, pero eso es muy poco probable porque la evolución habrá seguido allí cursos diferentes. Posiblemente sean cabezones como nosotros, y tengan por lo menos una mano con dedos oponibles, además necesitan alguna manera de comunicarse, ya sea oralmente o por telepatía, porque la comunicación es indispensable para trasmitir el conocimiento adquirido que llamamos cultura. Pero no tienen que ser parecidos a nosotros de otra manera.

Si es que existe la reencarnación, posiblemente sea en esos planetas que tienen vida conciente, y no en la tierra donde uno puede renacer en Irak o Afganistán. O en Haití. Pero si Dios es perfecto no puede ser vengativo. Es por esa razón misma que yo no creo en el infierno: un lugar donde nos vamos a quemar eternamente por nuestros pecados imperdonables está más bien en línea con la naturaleza humana que con la de Dios.

Pero hay que aceptar la existencia de Dios viendo el universo con sus millones de soles. O por lo menos hay que aceptar la necesidad de un propósito, lo nos deja sin uso para los millones de especies antes que nosotros, a menos que aceptemos la idea de un Dios imperfecto.

La reencarnación tiene sentido si es que hemos de reencarnar en otros planetas donde existen especies más evolucionadas en camino de unirnos con un Dios perfecto.

Evalúe esta columna: 1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Aún sin evaluar)
Cargando…

Relacionado:
Compartir:

Comentar en Facebook

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si está interesado en anunciarse en nuestro sitio u obtener más información, por favor utilizar el formulario de la sección de Contáctenos en el menú principal.