Cambiar la versión de la historia

Cuaderno de Vida

Gustavo Elizondo Fallas

Gustavo Elizondo

Mientras vive sus momentos de locura atado en el castaño frente a su casa de Macondo, el coronel Aureliano Buendía sigue mascullando su recuerdo de una matanza en la huelga bananera de los años 30, que desaparece del recuerdo del colectivo y de los libros de historia oficial; simplemente el gobierno que provocó la matanza hizo que el hecho se esfumara en el tiempo. Pero no solo en el realismo mágico de Gabo existieron hechos similares, los hay muchos en la realidad cruda de la historia de la humanidad.

En 1915 los invasores del entonces imperio otomano, hoy Turquía, invadieron Armenia e iniciaron una de las masacres más crueles de la historia, donde los turcos asesinaron entre 1,5 y 2 millones de civiles, curiosamente las autoridades de Ankara justificaron la invasión de una población totalmente desarmada, en garantizar la seguridad de los vecinos, como lo que un dictador loco actual sigue pensando. Desde entonces el gobierno turco y una parte de su población, han querido desaparecer de la historia este vergonzoso hecho y hablan “de algunas muertes de armenios” pero propias de una guerra y que jamás hubo genocidio. Hace un año, cuando el presidente Biden habló del centenario de este genocidio, el presidente de Turquía protestó e incluso llamó a consulta a su embajador por considerar que el presidente norteamericano “estaba politizando la historia”, no hay duda, los patos disparando a las escopetas.

A los neo fascistas alemanes y algunos dirigentes de países árabes, se les ocurrió de unos años para acá, que el holocausto fue un invento para justificar la creación del estado de Israel, lo que hace saltar los huesos de los seis millones entre judíos, gitanos y poblaciones minoritarias, salten en las fosas comunes donde las envío ese monstruo de Hitler y sus serviles, a los que desgraciadamente le aparecen actualmente réplicas. En la plaza de Tiananmén en 1989, la dictadura china abrió fuego sobre una manifestación pacífica de estudiantes con un número de muertes que el régimen siempre ha ocultado y el hecho fue desaparecido de la historia oficial. Muy cerca de nosotros, la dictadura de los Ortega ha querido desaparecer de la memoria colectiva la opresión que encabezaron contra estudiantes y sociedad civil en abril del 2018, que provocó centenares de muertos.

No queremos pensar que los decretos ejecutivos tomados por el nuevo gobierno respondan a una tendencia apoyada por gobiernos populistas de América Latina de querer invisibilizar estos dos años de pandemia y así poder politizar su manejo, “desapareciéndola por decreto” y empezar a manejar los datos sin transparencia tratando de ocultar los efectos de liberar temas tan relevantes como la vacunación obligatoria y el uso de las mascarillas. Hay que superar la pandemia, pero con un ciclo normal y con decisiones responsables, sin olvidar que existió y existe, que tenemos hasta ahora más de 8 000 compatriotas fallecidos, con muchos sobrevivientes con secuelas físicas, que hubo mucha gente que perdió sus ingresos, que en ciertos sectores como el turismo, tuvieron que enfrentar una temporada 0 por varios meses, que estuvimos encerrados por muchas semanas, que nuestra vida cambió radicalmente, que nuestros estudiantes tuvieron un parón educativo que será muy difícil de superar, ¿más evidencias de que existió?

Vamos a conceder el derecho de la duda al gobierno y esperemos que se deba a un mal cálculo, a no tener toda la información a mano, escuchar a quien no debieran poner mucha atención e incluso, el derecho a una curva de aprendizaje, pero esperemos que reconsideren sus decisiones claramente incorrectas y que se apoyen en ´la evidencia científica a la hora de tomar decisiones como las recientes.

Revise también

ips

La batalla contra la inflación como excusa para la lucha de clases

Mayo 24, 2022 Por Anis Chowdhury y Jomo Kwame Sundaram SÍDNEY / KUALA LUMPUR (IPS) …

Comentar en Cambio Político

Cambio Político
Este sitio usa cookies. Leer las políticas de privacidad.