Proyecto 18.298: Para la salud moral de Costa Rica

Gisela Vico

Gisela Vico (*)

Quisiera explicar algunas razones por las que estoy totalmente de acuerdo con el Proyecto Nº 18.298, que sancionará y penalizará de forma más severa el maltrato y la crueldad para con los animales no humanos (1).

Costa Rica requiere legislación en este campo, no solo por lo que el acto de maltrato y la crueldad para con los animales jno humanos implica en sí mismo, sino también por la estrecha relación que existe entre la violencia social y la crueldad animal.

En 1975, el filósofo australiano, Peter Singer, escribe “Liberación Animal”. Un libro que influenció fuertemente el movimiento animal y que sentó grandes precedentes de la necesidad y hasta urgencia de incluir el respeto hacia los animales no humanos en las decisiones que se toman todos los días para favorecer a los seres humanos. Los argumentos utilizados por este filósofo son a veces algo fuertes, pues acude a comparaciones algo drásticas, pero la verdad es que no dejan de ser ciertas. El texto de “Liberación Animal” invita a la reflexión y por ello deseo transcribir un breve segmento del primer capítulo:

… De hecho, la idea de «los Derechos de los Animales» se usó en otro tiempo para ridiculizar el tema de los derechos de las mujeres. Cuando Mary Wollstonecraft, una precursora de las feministas de hoy, publicó su Vindication of the Rights of Woman en 1792, muchos consideraron absurdos sus puntos de vista y al poco tiempo apareció una publicación anónima titulada A Vindication of the Rights of Brutes. El autor de esta obra satírica (ahora se sabe que fue Thomas Taylor, un distinguido filósofo de Cambridge) intentó rebatir los argumentos de Mary Wollstonecraft demostrando que podían llevarse un paso más lejos. Si tenía sentido hablar de igualdad con respecto a las mujeres, ¿por qué no hacerlo con respecto a perros, gatos y caballos? El razonamiento también parecía válido para estas «bestias», aunque sostener que las bestias tenían derechos era obviamente absurdo. Así, pues, el razonamiento que había conducido a esta conclusión tenía que ser falso, y si era falso al aplicarse a las bestias también tenía que serlo respecto a las mujeres, ya que en ambos casos se habían usado los mismos argumentos…

Las ideas que se adelantan a su tiempo suelen ser tachadas de absurdas, inservibles, locas y hasta extremas. Peter Singer lo demuestra así con otra comparación, y cuando se habló por primera vez de darle derechos a “los negros”. La idea fue rechazada en su momento y parecía absurdo siquiera hablar de ello, pero la verdad es que nunca lo fue.

Y así, desde tiempos inmemoriales hasta la actualidad, hemos enfrentado muchas situaciones similares, como por ejemplo las discusiones de si los indios tenían alma, de si los niños eran propiedad de sus padres, entre otras.

En Costa Rica, para algunas personas aún es irracional considerar que los animales no humanos tengan derechos o afirmar que sienten y que quienes lesionan su integridad, deben ser sancionados. Pero la realidad es que los demás animales sí deben ser protegidos por ley y por ello la importancia de este proyecto de ley.

Continuamos citando al filósofo Singer, reconocido como fundador de la ética práctica o ética aplicada, incluyendo la bioética:

… Extender de un grupo a otro el principio básico de la igualdad no implica que tengamos que tratar a los dos grupos exactamente del mismo modo, ni tampoco garantizar los mismos derechos a ambos. Que debamos hacerlo o no dependerá de la naturaleza de los miembros de los dos grupos. El principio básico de la igualdad no exige un tratamiento igual o idéntico, sino una misma consideración. Considerar de la misma manera a seres diferentes puede llevar a diferentes tratamientos y derechos….

Paso a otro gran filósofo, nacido a principios del siglo XX, el alemán Hans Jonas, quien desarrolló el principio de responsabilidad, como consecuencia de las modificaciones en el carácter de las acciones humanas por el desarrollo y la tecnología, demostrando que no se deben dejar por fuera ni la naturaleza ni los animales no humanos.

También adelantado “a su tiempo”, este gran pensador sostiene que la ética tradicional no tiene la capacidad de integrar los elementos necesarios para facilitarle al ser humano una adecuada y ética toma de decisiones. Él explica que las acciones que generan daños a futuro, modifican impredeciblemente situaciones a mediano o largo plazo lo que tiene como consecuencia una responsabilidad mayor y por ello las éticas tradicionales o conocidas hasta ahora no son suficientes.

Así las cosas, las nuevas dimensiones de la responsabilidad que establece Jonas están estrechamente ligadas a la vulnerabilidad de la naturaleza, cuando se reconoce que los recursos naturales son agotables y que la intervención del ser humano tiene impacto (negativo y positivo) sobre el medioambiente.

Este pensador deja muy claro, que a pesar de que se suele cometer el error de sacar a los animales no humanos del concepto de medioambiente, para poder cumplir cabalmente con el principio de responsabilidad, este término debe entenderse en su sentido amplio e integral. Él afirma que más allá del bien humano estaría también el bien de las cosas extrahumanas y eso “implicaría ampliar el reconocimiento de más allá de la esfera humana e incorporar al concepto de bien humano el cuidado de ellos” (refiriéndose a los animales no humanos).

El Proyecto 18.298 pretende sancionar y penalizar a quienes cometen actos de crueldad hacia los otros animales, reconoce la importancia de que los animales no humanos sean sujetos de consideración moral. Cuando no se tiene esa consideración, se es tratado de manera puramente instrumental, y lo que el país debe alcanzar es un reconocimiento de que ellos tienen valor por ser seres sintientes y no porque se les designe un valor comercial.

Afortunadamente, en el mundo, la posición mayoritaria es la que apoya que todos los seres vivos son dignos de consideración moral en virtud de que poseen intereses en la medida en que tienen un bien propio. Resulta claro entonces que los animales no humanos, al tener su propio bien (que como mínimo es su vida como individuos o como conjunto de especie), son fines en sí mismos y nunca deberían ser tratados como meros instrumentos.

Vamos deduciendo entonces que la base de esta propuesta que desea reformar las sanciones relacionadas con el maltrato y penalizar la crueldad animal se basa en una ética ampliada, novedosa, que nos responsabiliza como los animales humanos que somos, a velar y considerar a otras formas de vida.

Como especie dominante que muchos consideran que somos, y como poseedores en apariencia de una inteligencia y razonamiento superiores, estamos en ese sentido en un plano distinto al de cualquier otra especie por permitirnos, a partir de esa realidad, hacer una valoración diferente de los intereses de la humanidad por encima de los de los demás animales.

Por esta particularidad y considerando que la responsabilidad debería ser directamente proporcional al poder, es nuestro deber cuestionar nuestras acciones trascendiendo más allá de los instintos que compartimos con los demás animales, como: supervivencia, reproducción y propagación.

La propuesta que está valorando la Comisión Permanente Especial de Ambiente, no resolverá todos los casos de maltrato y crueldad hacia los animales no humanos, tampoco tendrá la capacidad de sancionar a cada uno de los delincuentes, pero en definitiva vendrá a posicionarse como una herramienta importante en la lucha por alcanzar cada vez un mayor bienestar animal, darles un valor a estas criaturas por ser fines en sí mismos y demostrarle a la sociedad que el irrespeto a otras formas de vida no es tolerado y nos afecta como sociedad.

Reconozco además lo atinado que es este proyecto en la coyuntura actual, pues en los últimos años el movimiento de bienestar animal ha ido en aumento y una muestra clara fue la reacción del “país” ante el intento de realizar un evento con toros, tipo Pamplona.

El rechazo de este evento fue masivo, y hasta la Sala Constitucional se manifestó:

4620-12. FIESTA TAURINA. ORGANIZACIÓN DE ACTIVIDAD RELACIONADAS CON CORRIDAS DE TOROS AL ESTILO PAMPLONA. La parte recurrente señala que por medio del noticiero Telenoticias de canal 7, y por Internet, redes sociales como Facebook y Twitter y otros medios de comunicación, se ha anunciado la realización de una actividad taurina al estilo “encierro Pamplona” durante el mes de abril de 2012, en el campo de ferias El Pedregal, Rivera de Belén. Señala que según los organizadores, durante el desarrollo de dicha actividad se permitirá la venta y consumo indiscriminado de bebidas alcohólicas y no se han tomado las previsiones de seguridad, salud, higiene e impacto que pueda tener. Alega que dicha situación pone en riesgo no sólo la vida de las personas, sino también la de los animales. Indica que en ese tipo de eventos existe crueldad y maltrato hacia los toros, llevándolos hasta la muerte. Manifiesta que Costa Rica es un Estado de Derecho, de vocación conservacionista, por ello el Estado debe garantizar el respeto hacia la vida humana, la integridad de los animales de cualquier especie y las buenas costumbres. Según las consideraciones de esta Sala y por acreditarse la violación a los derechos constitucionales a la dignidad, la salud y el ambiente, se decide declarar parcialmente con lugar el recurso. Se ordena al Director del Área Rectora de Salud de Belén-Flores del Ministerio de Salud; al Alcalde y Presidenta del Concejo Municipal de Belén, al representante legal de la empresa Eventos Pedregal Sociedad Anónima, girar de inmediato las órdenes necesarias para que en el evento denominado: “Pamplona y Más”, no se incluya ningún tipo de actividad relacionada con corridas de toros al estilo Pamplona. Notifíquese la presente resolución en forma personal, Los Magistrados Castillo y Piza salvan el voto. La Magistrada Calzada pone nota dando razones adicionales. CL Parcial.

Esta resolución sienta un fuerte precedente, afirmando que el maltrato y la crueldad hacia los animales no humanos violan derechos constitucionales tan fuertes como la dignidad y la salud, además del ambiente.

Igualmente se pronunciaron organizaciones de rango internacional, una de ellas la Sociedad Mundial para la Protección Animal (WSPA por sus siglas en inglés):

Manifiesto de la WSPA contra encierro de toros de “Pamplona y Más” en Costa Rica

Lunes, 12 de marzo de 2012 a la(s) 11:32

La Sociedad Mundial para la Protección Animal (WSPA por sus siglas en inglés) pretende crear un mundo donde el bienestar animal importe y la crueldad hacia los animales termine. Tenemos presencia en más de 50 países, estatus consultivo ante el Consejo de Europa y trabajamos con organizaciones locales, gobiernos nacionales y la Organización de las Naciones Unidas en proyectos orientados a alcanzar el mayor impacto posible en el bienestar de los animales.

Hacemos pública nuestra preocupación por la actividad de “Pamplona y Más” que se pretende llevar a cabo en el mes de abril en el Centro de Eventos Pedregal. En dicho evento han anunciado como una de sus atracciones un tipo encierro de 750 metros por el que pasarán toros y personas al mismo tiempo.

La WSPA ha solicitado respetuosamente a las autoridades correspondientes denegar los permisos respectivos para la realización de esta iniciativa dado que es imposible garantizar que no existe riesgo de lesión a la salud del animal y de las personas que participen en la misma.

El bienestar de los animales se mide científicamente con la comprobación de 5 libertades de las que deben gozar: libertad de hambre y sed; libertad de dolor, lesión y enfermedad; libertad de miedo y estrés; libertad de incomodidad y libertad para expresar su comportamiento natural. Libertades que se verán socavadas en la actividad en la que se pretende incluir a los toros.

El estudio y la experiencia que tenemos acumulada en el tema indica que, además de experimentar gran miedo y ansiedad de manera innecesaria en estos encierros, los toros sufren graves heridas y fracturas al correr con tan poco espacio y ser azuzados con golpes y bastones eléctricos. Los seres humanos que presencian y participan en el acto también se exponen a serias lesiones que pueden llegar hasta la muerte.

Buscar la entretención del público sometiendo a los animales a situaciones estresantes y dolorosas, solo promueve una desensibilización hacia ellos y existen estudios psicológicos que demuestran que las personas que ejercen crueldad contra los animales pueden ejercer crueldad contra las personas con mayor facilidad.

Además, consideramos que Costa Rica debe ser congruente con su gran tradición de respeto a la vida natural y la conservación y no retroceder lo avanzado apoyando una actividad que cada vez recibe más críticas alrededor del mundo como lo demuestra la prohibición de las corridas de toros en Cataluña o el debate sobre su abolición que se sostiene actualmente en la ciudad de México.

Reiteramos nuestra solicitud a las autoridades competentes para que impidan la realización de esta iniciativa y al público general para que apoye la visión de una Costa Rica sin crueldad hacia los animales.

El pronunciamiento de la Sociedad Humanitaria Internacional (HSI), con oficinas en San José, igualmente fue muy firme en su oposición a este tipo de actividades que promueve el maltrato, la crueldad y la violencia social.

Humane Society International Denuncia el Evento de Fiesta Taurina “Pamplona y Más”. Programado para Realizarse en Costa Rica. 19 de marzo, 2012

Se insta a las autoridades costarricenses a que nieguen la autorización para realizar este evento

SAN JOSÉ, Costa Rica — Humane Society International (HSI), denuncia la intención de realizar el evento de fiesta taurina “Pamplona y Más”, a llevarse a cabo el próximo mes en Costa Rica. Esta clase de espectáculo de imitación, que pretende emular el Festival de San Fermín de Pamplona, sólo sirve para atormentar a los toros.

El tentativo festival “Pamplona y Más,” auspiciado por la Cámara Oficial Española de Comercio e Industria en Costa Rica, gira en torno a la liberación de varios toros para que estos corran a través de espacios cerrados. HSI solicita al gobierno de Costa Rica tomar una posición firme en contra de permitir la importación de tan cruel evento. Costa Rica ya ha demostrado que no tolera los espectáculos crueles al prohibir las peleas de perros y gallos.

“La tortura de animales para el entretenimiento jamás podrá ser aceptable,” dijo Cynthia Dent, directora de HSI/Latinoamérica. “Pedimos a las autoridades costarricenses que nieguen la autorización para este evento y exhortamos tanto al gobierno como a los representantes españoles a que empiecen a oír el llamado de activistas compasivos del mundo entero y pongan fin a sus esfuerzos por perpetuar estos eventos, tanto en España como otros países.”

El encierro de San Fermín es una actividad anual que tiene lugar durante el mes de julio, en la cual cientos de personas corren en frente de toros en un recorrido de unos 800 metros a través de calles estrechas. Este evento no sólo les causa gran ansiedad y miedo a los toros, sino que además suele terminar con cientos de personas lastimadas e incluso a veces con la muerte de algún desafortunado participante.

Aunque los eventos de tauromaquia o corridas todavía se realizan en países tales como España, Francia, Portugal, México, Venezuela, Colombia, Perú y Ecuador, en años recientes el público a nivel mundial ha expresado de forma creciente su oposición a las corridas de toros y a las fiestas taurinas en general. HSI censura tanto las corridas de toros como cualquier otra fiesta taurina, las cuales les producen estrés y pánico injustificables a los toros.

La exposición de motivos del Proyecto Nº 18.298 recuerda claramente la relación que existe entre la violencia hacia los animales no humanos y la violencia social, la WSPA y la HSI lo refuerzan. Esto evidencia que la laguna legislativa en cuanto a las sanciones y penas severas para el maltrato y crueldad hacia los demás animales ha dejado a la libre estas actitudes violentas y las mismas son recurrentes entre la población.

Como mencionaba, no creo que este proyecto de ley resuelva por sí solo todos los casos de maltrato y crueldad hacia los animales no humanos, y por ello creo convencida que la educación sobre temas de respeto a otras formas de vida y la tenencia responsable de animales es básica y debe ser trabajada de forma paralela.

Es importante reformar el marco legislativo existente, que no sanciona ni penaliza adecuadamente los actos de maltrato y crueldad, y que permite que los crímenes contra ellos no sean reconocidos como tales, gozando los delincuentes de impunidad como si fueran objetos inanimados. ¿Cómo vamos a educar y concientizar sobre el respeto a toda forma de vida en un país que no les da valor a sus animales? ¿Cómo va a existir en nuestro país una sana correlación con los otros animales y el medio ambiente en general, si el propio Estado y nuestra legislación no la promueven?

De ahí que este proyecto es un paso importante en la dirección correcta, estableciendo una referencia clara, con un mensaje directo, que el maltrato y la crueldad animal ya no serán tolerados por la sociedad costarricense y su Estado.

La encuesta de hogares de propósito múltiple realizada en diciembre del 2008 por el Instituto Nacional de Estadística y Censo (INEC) y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) sobre la victimización, arroja que un 77% de los casos de violencia no son denunciados.

Esto refuerza la importancia de trabajar en prevención, en educación, para abarcar este tipo de situaciones de forma integral y no sólo en un plano legal. En los últimos años organizaciones como ANPA, se han caracterizado por sus programas educativos enfocados a una tenencia responsable de animales de compañía y en conjunto con los programas de control de poblaciones caninas y felinas.

Muchas comunidades han visto el cambio, aumentando así el bienestar animal y disminuyendo los casos de abandono y maltrato y la violencia social en general.

Muchos estudios han demostrado que el simple hecho de acariciar un animal no humano, produce como reacción inmediata un sentimiento de relajación. Esto disminuye el estrés y tiene como consecuencia menos síntomas de nerviosismo, migrañas, dolor abdominal, insomnio, falta de apetito, problemas de piel, hipertensión, enfermedades coronarias, de presión arterial, colesterol y triglicéridos, así como una menor frecuencia cardiaca. Siguen afirmando los estudios que los propietarios de animales sufren hasta en un 50% menos de incidencias en problemas menores de salud, tienen una mejor autoestima y un bienestar psicológico superior.

Las personas que conviven de forma responsable y sana con sus animales, además mejoran su condición, pues los juegos con los animales no humanos le dan la posibilidad de lanzar pelotas, agacharse, acariciarlos, correr, entre otros ejercicios físicos que estimulan músculos, tendones y fortalecen el cuerpo.

Los beneficios sicológicos también son de gran importancia, pues se ha llegado a demostrar que la presencia de animales puede disminuir el miedo y la ansiedad de las personas, así como ayudar en los períodos de hospitalización y convalecencia. En ciertos hospitales, desde hace años, existe la figura del “animal visitante”, sobre todo en los servicios de pediatría y de geriatría, garantizando en algunos pacientes mejoras notables. (Debemos implementarlo en el país y no eliminar – envenenar – los gatos que habitan en centro de salud, como sucede actualmente).

Para niños con trastornos mentales o minusvalías físicas, los animales han demostrado ser una terapia sumamente importante y beneficiosa, pues le permite a los niños satisfacer e intercambiar afectos y actividades desde una perspectiva muy de ellos, poner en práctica responsabilidades serias, tener ocasión de mostrarse solidarios y generosos, hallar siempre muestras de acogida y consuelo y ser ellos mismos sin estar obligados a dar explicaciones ni justificaciones.

Los animales además son parte importante en el proceso de educación del niño, pues enseñan elementos tan necesarios para la vida como la diferenciación de sexos, la agresividad, la bondad, la empatía, la fidelidad, la incondicionalidad, la amistad, el compartir y muchos aspectos más que refuerzan el respeto a la vida.

Consideramos que es indispensable darles atención especializada a los perros y los gatos, por la cercanía de estos animales con el ser humano y por la cantidad de perros y gatos que habitan en el país, que según datos recientes (2011) del estudio realizado por la IDESPO, que fue contratada por la WSPA, que afirma que tenemos una población aproximada de un millón de perros y cuatrocientos mil gatos.

Sin embargo esto no deja de lado otras especies que por la expansión de las áreas urbanas ya se consideran “fauna urbana” y cuya presencia está causando problemas como por ejemplo los mapaches, las palomas, las ardillas, que requieren intervención humana para controlar éticamente su sobrepoblación y evitar que se caiga en prácticas distanásicas e inhumanas de envenenamiento y exterminio masivo, como se ha visto en varias ocasiones, donde las autoridades de diferentes instituciones, tanto públicas como privadas, ordenan “eliminar” a los animales que habitan en las instalaciones.

Hace pocos años tuvimos el caso en el Centro Penitenciario El Buen Pastor, y en ciertos hoteles de playa. Si tenemos las soluciones para hacerlo bien, no podemos tolerar bajo ninguna circunstancia que se den actos de maltrato y crueldad. Este proyecto de ley nos va a dar herramientas para plantear soluciones éticas y no aquellas que promueven anti-valores.

Este proyecto de ley ha puesto el tema de “los animales no humanos” sobre la mesa y con ello ha reforzado el proceso de educación y la divulgación sobre casos de extrema crueldad que ameritan ser sancionados de forma inmediata.

Educar sobre el respeto a otras formas de vida es trabajar valores positivos en una sociedad que grita por ayuda.

Es de justicia resaltar el activo rol de la Diputada Rita Chaves Casanova, que hizo suyo este proyecto, poniendo empeño y compromiso y con ello, favorecer a los animales no humanos. Igualmente aplaudo a todos los diputados y diputadas que se han unido a este proyecto mostrando su apoyo e interés por crear una sociedad menos violenta, más respetuosa y con más conocimiento sobre lo que implica una sana convivencia con los animales no humanos y la naturaleza. La salud moral del país experimentará un valioso progreso.

Nota:

1. El Proyecto Nº 18.298, “REFORMAS AL CÓDIGO PENAL, LEY N1 4573 DE 4 DE MAYO DE 1970 Y REFORMAS DE LA LEY DE BIENESTAR DE LOS ANIMALES, LEY Nº 7451, DE 17 DE NOVIEMBRE DE 1994”, fue publicado en el Alcance Nº 80 a La Gaceta Nº 119 de 20 de junio de 2012, y actualmente se encuentra en discusión en la Comisión Permanente Especial de Ambiente.

* Abogada, Bioeticista y Presidenta de la Asociación Nacional de Protección Animal de Costa Rica

Comentar en Facebook

comentarios

Una respuesta a Proyecto 18.298: Para la salud moral de Costa Rica

  1. yayo vicente 21-08-2012 en 8:43 am

    Los argumentos sirven para contra-argumentar o para rendirse. ¡Me rindo!

    Responder

Comentar en Cambio Político

Si está interesado en anunciarse en nuestro sitio u obtener más información, por favor utilizar el formulario de la sección de Contáctenos en el menú principal.