Adolescentes madres en Costa Rica

Adrian Portuguez

Adrián Portuguéz Guzmán
Sociólogo

De lo psicobiológico a lo social. El concepto de adolescente madre tiene fundamentalmente un asidero biológico, pues la adolescencia constituye la etapa de transición desde la niñez hacia el ensanchamientos de caderas, el aumento de peso y estatura, cambios en la voz y en los órganos reproductivos, entre otras transformaciones corporales y hormonales. Dichos cambios generan en la joven nuevas formas de auto-conceptualizarse y de cómo interrelacionarse con su familia, sus amistades, y con la sociedad en general.

En sentido estricto, el cuerpo de una persona que recién sale de la niñez no posee las condiciones óptimas para un desarrollo materno. El riesgo y posible deterioro de las condiciones de salud de la adolescente es latente. Por ejemplo, el 46% de las adolescentes madres han padecido anemia durante y/o después del embarazo y el 36% de ellas no poseía el peso esperado en relación a su estatura (La Nación, 13 de Julio 2012).

Sin embargo, el riesgo no es solo de salud. La condición de vulnerabilidad psicológica y social también se evidencia al conocer que entre 1960 y el 2009 el porcentaje de madres no casadas se triplicó (de 23% a 67% respectivamente). Podríamos esperar que muchas de esas madres no casadas las constituyan jóvenes que no tienen el apoyo del progenitor para el cuido y crianza del niño o la niña recién nacida.

Implicaciones para el país. Partiendo del hecho de que el 20% de los nacimientos totales del país tuvieron en la sala de partos a una adolescente (Encuesta Nacional de Salud Sexual y Reproductiva, 2010), la estadística nos arroja una pregunta: ¿Qué implicaciones tiene ello para Costa Rica? Paradójicamente, una implicación positiva está en que la tasa de natalidad actual, que es de 1,9 hijos por mujer, posiblemente sería más baja si una quinta parte de los nacimientos en el pano estuviesen representados por las adolescentes madres. Algunas problemáticas asociadas a la baja natalidad actual son el no alcanzar la tasa de reposición poblacional, la posible disminución de la Población Económicamente Activa (PEA) y la fuerte presión sobre los sistemas de pensiones y de salud que generará el envejecimiento paulatino de nuestra población.

Como implicaciones negativas, el 66% de las adolescentes madres no asiste actualmente a ningún nivel de educación pública ni privada (La Nación, 12 Julio 2012), situación que las hace más proclives al desempleo, al subempleo, a la dependencia económica, y que en suma no hace sino agudizar la feminización de la pobreza.

EVALÚE ESTE ARTÍCULO
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Aún sin evaluar)
Loading ... Loading ...

Comentar en Facebook

comentarios

Comentar en Cambio Político

Si está interesado en anunciarse en nuestro sitio u obtener más información, por favor utilizar el formulario de la sección de Contáctenos en el menú principal.